TOMB RAIDER: La Historia de los juegos de Lara Croft

Lara Croft, la arqueóloga del mundo de los videojuegos por excelencia, ha regresado a las consolas de nueva generación con una historia que narra, a modo de precuela, las aventuras que convirtieron a esta mujer en el carismático personaje que vendió millones de copias de su primer juego, allá por el año 1996.

Tras unas últimas secuelas bastante tristes, este último Tomb Raider consigue revivir la franquicia con un juego impresionante, tanto a nivel de interés, como gráfico y de jugabilidad.

Pero antes de hablar de esta increible aventura, hagamos un repaso a la historia de los juegos de la sexy arqueóloga.



Hagamos un repaso rápido a los juegos anteriores de la saga, para comprender los motivos que han llevado a esta décima parte de la franquicia a sufrir una serie de cambios importantes.

TOMB RAIDER (1996)
(Sega Saturn, Playstation, PC y N-Gage)
El primero e inimitable (creado por Eidos Interactive y Core Design) que creó escuela y dejó a todos con la boca abierta. Una aventura en la que primaba la exploración de escenarios por encima de los combates (con escasos enemigos).

La historia transcurría en Perú, Grecia, Egipto y la Atlántida y Lara Croft era contratada por Natla Technologies para encontrar un poderoso artefacto Atlante: El Sción.

 
TOMB RAIDER II: LA DAGA DE XIAN (1997)
(Playstation y PC)
A día de hoy sigue siendo la más vendida de la saga. Esta segunda parte incidía más en la acción y dejaba un poco de lado la exploración. Esto provocó que uno de los creadores del juego, abandonara el proyecto, pues concebía a Lara Croft como una arqueóloga y no como un héroe de acción.

La historia transcurría en Venecia, La Gran Muralla China, el barco hundido María Doria y las montañas tibetanas.
 
TOMB RAIDER III: LAS AVENTURAS DE LARA CROFT (1998)
(Playstation y PC)
La dificultad del juego aumentó considerablemente, no sólo en el aspecto de la exploración, sino también en el de la acción, haciéndolo difícil en ciertas partes hasta para los jugadores expertos.

La historia transcurría en la India, una isla del Pacífico sur, Londres, el Área 51 y la Antártida.

TOMB RAIDER IV: THE LAST REVELATION (1999)
(Dreamcast, Playstation y PC)
Como véis, vamos a juego por año, lo cual no es que hable mal del juego, pero sí que indica la rapidez (y la falta de ideas) con las que se estaba quedando la franquicia. Este es el juego más largo de la saga, con más de treinta niveles que no tenían un orden lineal.

La historia transcurría en las ruinas de Angkor Wat y en Egipto (el Valle de los Reyes, Karnak, Alejandría, El Cairo y Gizeh).


TOMB RAIDER; CHRONICLES (2000)
(Dreamcast, Playstation y PC)
La más corta de todas las entregas en la que jugamos aventuras sueltas de Lara, contadas por sus amigos (sin Lara presente, pues al finalizar la cuarta parte, se la dio por desaparecida). El agotamiento del juego era patente y la jugabilidad empezaba a resultar demasiado repetitiva. En esta quinta parte, se volvió de nuevo al desarrollo lineal de los niveles.

La historia transcurría en Roma, un submarino en la costa rusa, Irlanda y un rascacielos de alta tecnología.


TOMB RAIDER: EL ÁNGEL DE LA OSCURIDAD (2003)
(Playstation 2 y PC)
El desastre más espantoso al que pude jugar. El salto gráfico con el anterior juego fue impresionante, pero la jugabilidad era horrorosa. El juego salió al mercado… ¡¡sin acabar!! Esto provocó que el sistema de control fuera complicado de manejar y que el personaje se trabara constantemente en plataformas que en anteriores entregas conseguía ser fluido. Tal fue el desaste que, Eidos destituyó a Core Design (que se precipitó al lanzar el juego, presionada por las ganas del público que deseaba nuevas aventuras de Lara Croft) y puso en su lugar a Crystal Dynamics.


 
TOMB RAIDER: LEGEND (2006)
(Playstation 2, Nintendo Gamecube, Xbox, Xbox 360, PSP y PC)
Esta nueva entrega cambia el aspecto gráfico del juego, mejorándolo y dándole un aspecto más cinematográfico. La jugabilidad mejoró notablemente con respecto a la anterior entrega (aunque eso no era muy difícil). Sin embargo, los fans de la serie se enfadaron, pues Crystal Dynamics decidió cambiar la biografía original de la protagonista por una nueva muy similar.





 
LARA CROFT TOMB RAIDER: ANNIVERSARY (2007)
(Playstation 2, Playstation 3, PSP, Xbox 360, Nintendo Wii y PC)
Este juego salió conmemorando el décimo aniversario de la primera entrega y, básicamente, consistía en un remake del primer Tomb Raider (recuperando de este modo la esencia del primer juego de la saga).









TOMB RAIDER: UNDERWORLD (2008)
(Playstation 2, Playstation 3, Nintendo Wii, Nintendo DS, Xbox 360 y PC)
Esta novena entrega continua las aventuras de Lara Croft en el punto en el que acabó Tomb Raider: Legend. El juego recibió críticas negativas por su bajo nivel de dificultad, ya que apenas contaba con enemigos en los escenarios (algo con lo que sí contaba Legend o Anniversary). El apartado gráfico mejoró  increíblemente, pero aún así el resultado global del juego no era todo lo bueno que se esperaba de él.








TOMB RAIDER (2013)
Esperad al siguiente post, que ahí os "destriparé" el juego… De momento os dejo esta impresionante imagen promocional para que vayáis abriendo boca...


Y creedme si os digo que, aunque sea una imagen espectacular, las sensaciones que se sacan jugando a esta entrega y los gráficos de la última creación de Crystal Dynamics, no se quedan muy atrás de lo que puede transmitir la visión de la publicidad que os acabo de poner


También podría gustarte...

4 comentarios

  1. Nunca he sido fan de esta franquicia. Recuerdo que en su momento cuando me hice con el primero (lo adquirí cuando después de comprar el “Marathon II Durandall” resultó que este no funcionaba bien en mi ordenador (un Pentium 100) y cuando después de un par de cambios sin que funcionara me dijeron que mejor cambiara de juego escogí el primer Tomb Raider aconsejado por la dependienta. Las primeras impresiones fueron buenas, de hecho sus movimientos me hicieron pensar en un remake de “El príncipe de Persia” que en su momento me sorprendió en ese sentido. Pero después de 15 – 20 minutos dando vueltas por unas cuevas disparándole a algún murciélago, lobo e incluso un oso, me empecé a aburrir. Lo reconozco, si hay algo que odio en un videojuego, es perder 5 minutos dando vueltas como un tontolculo viendo por donde tengo que tirar o volviendo a encaramarme por enésima vez a la plataforma de marras para volver a saltar un poco más cerca del borde. Así que pronto quedó abandonado en el cajón de los juegos olvidados. Años más tarde un colega me prestó el 2 o el 3 diciéndome que tenía más acción y menos bichos… pero este género nunca ha sido para mí y el personaje nunca me ha llamado la atención.

    ResponderEliminar
  2. Pues yo tampoco he sido nunca fan de la saga, pero hace unos años jugué al TR: Legend por que no tenía otra cosa mejor a mi alcance... Por mero aburrimiento, y me pareció una maravilla de juego. Me enganchó muchísimo y me pareció épico, espectacular y muy entretenido. Y si... Voy a ser sincero... Me encantaban las poses de la Croft xD

    ResponderEliminar
  3. Korvec, ya siento que no te gustara el Tomb Raider original (para mi gusto, una obra maestra)... También pienso que si querías jugar al Marathon II Durandall (un juego de disparos en primera persona desarrollado por Bungie, los mismos que posteriormente hicieron Halo) lo más probable es que disfrutabas más (y lo sigues haciendo) con un juego de tiros que con uno de exploración que, en definitiva es lo que es Tomb Raider: Exploración pura y dura (con un poco de acción).

    Fenrir, si te gustó Tomb Raider: Legend, no deberías dejar escapar la ocasión de jugar al juego que este año ha sacado Crystal Dynamics (a mí me ha dejado acojonado por lo bueno que es).

    ResponderEliminar
  4. En realidad a lo que más juego es a arcades sencillos. Lo que más me ha enganchado durante los últimos años ha sido el "Hottline Miami" que parece un juego de hace una década. De los modernos lo más parecido que he jugado a esta saga sería quizás el juego de "Tenchu" con el que tenías que ir explorando el mapeado de cara a cumplir una misión (por lo general asesinar a un general o señor feudal) o al "Ninja Gaiden 2" que también tenía bastantes plataformas.

    ResponderEliminar